EL SÍNDROME AMNÉSICO

El síndrome amnésico se produce como consecuencia del daño causado a un sistema de memoria y puede ser el resultado del daño producido en el hipocampo o en otras regiones cerebrales adyacentes a este como el sistema temporal medio. Las causas de la amnesia pueden ser muchas, aunque las más frecuentes son la enfermedad de Alzheimer, golpes en la cabeza, infecciones (meningitis, encefalitis), derrame cerebral o alcoholismo (también el consumo de drogas). 

Anatomía del Hipocampo 

El hipocampo está localizado en el lóbulo temporal medio de cada hemisferio cerebral. Está formado por dos láminas enrolladas sobre sí mismas. Una es el cuerno de Amón y está subdividida en los subcampos (CA1, CA2, CA3 y CA4). La otra lámina es el giro dentado. La corteza entorrinal interviene en las conexiones que llegan y que salen del hipocampo. Existen también conexiones directas a través del fornix entre el hipocampo y las regiones subcorticales. 

En los seres humanos, el hipocampo puede sufrir una serie de patologías comunes: Alzheimer, epilepsia, encefalitis y ataque cerebral. Las causas del daño bilateral hipocampal pueden ser: anoxia, isquemia y ciertos tipos de encefalitis (Clark y Maguire, 2016). 

¿Por qué es importante estudiar las funciones cognitivas preservadas en pacientes con lesiones hipocampales? 

Las personas que padecen síndrome amnésico causado por una lesión bilateral del hipocampo mantienen preservadas ciertas funciones (lenguaje, inteligencia y la memoria implícita), pero presentan un deterioro severo de la capacidad para aprender y retener información en su memoria episódica. El modelo de la relación entre lesión-déficit en este tipo de pacientes ha sido predominante en la neuropsicología y ha demostrado que las lesiones cerebrales pueden producir deterioros en la cognición. Sin embargo, también es importante comprobar los procesos cognitivos que se mantienen en estos pacientes. Clark y Maguire (2016) han encontrado ejemplos de la actuación reservada en pacientes con lesiones hipocampales bilaterales. 

Los pacientes con lesiones hipocampales bilaterales pueden formar asociaciones cuando el aprendizaje es implícito, pero no recuerdan cómo o cuándo obtuvieron la información. Tampoco pueden usar de forma flexible la información adquirida. El conocimiento de estos pacientes carece de contexto, tiempo y lugar (Eichembaum y Cohen, 2014). No pueden construir representaciones internas de escenas, ni pueden reconstruir escenas pasadas o imaginar escenas que van a ocurrir en el futuro. 

Muchos estudios del síndrome amnésico han usado los mismos métodos desarrollados en el estudio de la memoria sana. Baddeley y Warrington (1970) realizaron un estudio con un grupo de controles sanos y con amnésicos con las funciones intelectuales preservadas y la memoria episódica deteriorada. Los participantes realizaron una tarea de recuerdo inmediato y otra de recuerdo libre de 10 palabras no relacionadas. Los resultados mostraron que los amnésicos actuaron como los sanos en una tarea de amplitud de memoria de dígitos. Además, mostraron un efecto de recencia normal en la tarea de recuerdo libre. Sin embargo, mostraron un deterioro marcado en el recuerdo de las primeras palabras de la serie. 

Algunas características de las personas con amnesia: 

  • Dificultad severa para aprender y recordar nueva información (amnesia anterógrada).
  • Dificultad para recordar información registrada con anterioridad al comienzo de la enfermedad (amnesia retrógrada)
  • Memoria inmediata dentro de lo normal. 
  • Aprendizaje normal en tareas de memoria implícita que no requieren recuperación consciente de la información adquirida. 
  • Funcionamiento normal o casi normal en otras tareas cognitivas que implican memoria semántica como definir palabras, mantener una conversación o recordar hechos a partir de su conocimiento general. 

Referencias

  • Resumen Alejandra Mendieta Rada 
  • Resumen Laura Jerónimo Olaya 
  • Ballesteros Jiménez, S. (2017). Psicología de la memoria humana. Madrid: Universitas. 
  • YouTube

Deja un comentario

Ir al contenido