La UNED, instalará medidores de CO2 para facilitar unos exámenes presenciales seguros frente al COVID

Es broma en realidad la noticia (más bien comunicado de prensa) es otra. «La UNED se convertirá en la primera universidad en instalar medidores de CO2 para facilitar una asistencia presencial segura frente al COVID-19. Un proyecto de investigación de la universidad, implantado de forma experimental en el centro de la UNED de Ponferrada, que permite optimizar la ventilación gracias a la aplicación del Internet de las Cosas (IoT). Gestado por la Cátedra de Turismo Sostenible y Desarrollo Local, en colaboración con el Ayuntamiento y empresas locales, permite al usuario conocer la calidad del aire antes de acceder físicamente al espacio sensorizado».

Una de las recomendaciones más repetidas por las autoridades sanitarias para reducir los contagios de coronavirus en el interior de los establecimientos públicos es una buena ventilación. Ahí es donde entran en juego los medidores de CO2, que están relacionados con la Covid-19 en el sentido de que pueden servir para evitar la propagación del virus por aerosoles en los lugares cerrados, donde el contagio es mucho más fácil. El CO2 se genera en el ambiente por la respiración de las personas, por lo que en los espacios cerrados los niveles de CO2 tienden a incrementarse. Los niveles aceptables en un espacio interior estarían entre los 500 ppm y 700 ppm (partes por millón), teniendo en cuenta que en el aire exterior es de 400 ppm. De este modo, cuando el medidor de CO2 marque un valor de 800 ppm o más, la ventilación de ese espacio cerrado sería obligatoria. En caso de marcar niveles de 1.000 ppm, habría que ventilar de inmediato y al máximo posible.

No parece que tenga mucho sentido pretender instalar medidores de CO2 en todos los centros asociados de la UNED para facilitar una asistencia presencial segura frente al COVID, cuando es muy probable que a partir de enero empieza la campaña de vacunación contra el Covid. Por otro lado, si esa tecnología permite acudir a clases presenciales con seguridad, ¿Por qué no se hacen los exámenes de forma presencial?

No hay que descartar que en la UNED estén pensando en las posibilidades de negocio en lugar de pensar en mejorar la calidad de la enseñanza. ¿Qué será lo siguiente? ¿Intentar vender AvEx como si fuera una aplicación fiable y segura capaz de evaluar los conocimientos de los estudiantes?

De Ponferrada hacia todo el mundo.

La escalabilidad y su aplicación a otros entornos es, precisamente, uno de los puntos fuertes de la investigación. Implantado ya en la sede de la UNED en Ponferrada, el proyecto ha demostrado su eficacia y viabilidad, por lo que su implantación en el resto de sedes nacionales e internacionales se irá produciendo de forma paulatina para garantizar una presencialidad lo más segura posible. Igualmente, en todos aquellos los locales públicos de la ciudad leonesa en los que se ha instalado el proyecto piloto se ha constatado una mejora de la ventilación gracias al uso de la APP y de las alarmas de control, que han sido efectivas y han impedido que se alcancen niveles contaminantes. La eficiencia energética, igualmente, se ha optimizado gracias al control de la ventilación. Finalmente, el uso del Internet de las Cosas ha permitido colocar los sensores en los lugares adecuados, sin que exista la necesidad de acercarse a ellos para saber su nivel de medición y se produzca un peligroso punto de concentración, tal y como suceden en el caso de los sensores con pantalla.

Con lo fácil que es abrir las ventanas cada x tiempo, o directamente dejarlas abiertas durante las clases…

Referencias.

Deja un comentario

Ir al contenido